lunes, 6 de mayo de 2013

La herencia de las mujeres, y de los hombres, sensibles










Somos capaces de reír llorando. Somos capaces de llorar riendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario